Primer trimestre de embarazo

El embarazo comienza después de que el óvulo es fecundado por el espermatozoide y se implanta en la pared del útero, dos semanas después de la ovulación, a partir de ahí se comienza a gestar un nuevo ser. Y aunque todavía la mujer no se entera del embarazo, el cuerpo empieza a prepararse para el desarrollo del embrión.

Lo primero que se debe hacer después de tener sospecha, es confirmar el embarazo, lo más recomendable es realizar una prueba cuando ya se tengan unos días de retraso, ya que la hormona HCG aun puede estar en niveles bajos y no la pueda detectar. Si el resultado de la prueba es negativo o la marca de positivo es muy débil, se debe esperar unos pocos días o incluso una semana y si aún no ha llegado el periodo, se vuelve a hacer una prueba.

Es importante tomar vitaminas prenatales, si aún no se ha comenzado a tomarla, es el momento de hacerlo. Es primordial tomar suficiente ácido fólico cuando se está tratando de concebir y durante el primer trimestre de embarazo, ya que se reduce significativamente el riesgo que el bebé desarrolle defectos de nacimiento como la espina bífida.

En el primer mes de embarazo el bebé futuro está comenzando a desarrollar sus órganos. La placenta también se están formando, y cuando empiece a funcionar le proporcionará oxígeno y nutrientes, la bolsa amniótica, donde flotará protegido.

En el segundo mes de embarazo, se desarrollan todos los órganos del feto y su pequeño corazón empieza a latir. Es la etapa de desarrollo más importante del embarazo, por lo tanto las mujeres no deben tomar medicamentos sin receta o sustancias toxicas. En la quinta semana de gestación, todos sus órganos están formando. El corazón ha empezado a latir y su cerebro se desarrolla rápidamente.

Las mujeres embarazadas, pueden tener náuseas o vómitos, sobre todo por las mañanas, antes de desayunar, notar que algunos olores, ahora les resultan desagradables. También el apetito puede aumentar, notar aumento de la producción de saliva y que sientan antojos de comer algunos alimentos.

En la sexta semana de gestación, la cabeza del embrión es más grande que el cuerpo y, se distinguen donde estarán la boca, ojos y nariz.

Al comenzar la semana nueve, ya comienza a moverse, aunque aun son imperceptibles sus movimientos y, mide entre 16 y 18 milímetros.

En la semana diez, el bebé mide los 4 centímetros y su peso alcanza los 5 gramos, todos sus órganos funcionan. Los dedos de las manos y los pies se separan unos de otros y empiezan a brotar las uñas, ya es capaz de tragar.

Para la semana once, el bebé pesa aproximadamente 8 gramos, y medir de 4 a 6 centímetros, las orejas van acomodando en su posición definitiva, ya puede abrir y cerrar sus manos, también se desarrolla el diafragma. En esta semana, al estabilizarse los niveles hormonales, los malestares como nauseas o vómitos, empezaran a disminuir considerablemente.

En la semana doce, el bebé, medirá 6 centímetros y pesará unos 14 gramos, ya es lo suficientemente grande para apreciar bastante su desarrollo y poder detectar posibles anomalías con una ecografía. Es capaz de succionarse el dedo, abrir la boca bostezando y tragando líquido amniótico, los riñones ya empiezan a funcionar y puede orinar. Ya han pasado las semanas en las que la posibilidad de una pérdida gestacional espontánea disminuyen considerablemente.

Hay hábitos que durante el embarazo se deben evitar, estos hábitos son:

Evitar las bebidas alcohólicas, ya que puede incrementar los riesgos de que el bebé presente bajo peso al nacer o desarrollar problemas de aprendizaje, habla, concentración, lenguaje e hiperactividad.

Fumar, aumenta el riesgo de complicaciones en el embarazo, incluyendo abortos, problemas en la placenta y parto prematuro, retrasa el crecimiento del bebé en gestación e incrementa el riesgo de que el bebé muera.

No consumir alimentos peligrosos, evitar ciertos alimentos que pudieran contener bacterias, parásitos o toxinas, como carne poco cocida, quesos blandos sin pasteurizar y cualquier cosa que contenga huevos, pescados, mariscos y verduras crudos.

Reducir el consumo de cafeína, grandes cantidades de cafeína, pueden provocar problemas en el embarazo y hasta abortos.

Evitar actividades arriesgadas durante el embarazo, algunas actividades, trabajos y pasatiempos pueden ser peligrosos y se deberían evitar durante el embarazo, sobre todo durante el primer trimestre. Incluso tener cuidado al usar productos de limpieza, pesticidas y solventes.

Recomendaciones

Alimentarse sanamente, aunque en el primer trimestre por las nauseas no sea posible, es importante consumir alimentos que te harán bien como nueces, fruta fresca, frutos secos, pasta integral y yogur.

Acostarse temprano, por el cansancio en el embarazo es muy importante descansar lo más que se pueda.

Caminar, descansar, beber agua, alimentarse de forma sana y comiendo varias veces al día y usar calzado y ropa que no sobrecarguen las piernas seguirá siendo importante durante el resto del embarazo.

Leave a Reply

Be the First to Comment!

Notify of
avatar
wpDiscuz